Fecha:

 

23 de abril de 2017


La formación continua del maestro, clave en la evaluación docente

Coordinación General de Comunicación Social


Con casi 30 años de servicio educativo, María Eugenia Sánchez Minor ha vivido cambios, transformaciones y mejoras en planes y programas educativos.


Hoy su experiencia le muestra que la formación continua es clave entre los maestros para acceder a mejores condiciones de trabajo.


Quienes transitan por esta vía, consideró, están preparados para la Evaluación Docente, que establece la Ley de Educación, producto de la Reforma Educativa que se implementa en el país.


María Eugenia egresó en 1987 de la Escuela Normal Preescolar “Francisca Madera Martínez”, de Panotla, actualmente es docente en el preescolar “Mitl”, ubicado en Apetatitlán y tras participar en el proceso de evaluación en el periodo 2016-2017, resultó idónea.


La docente compartió su experiencia y conminó al resto de los maestros y maestras a participar en este proceso de evaluación, pues consideró que les ayudará a crecer profesionalmente y a tener un mejor desempeño en las aulas, lo que traerá como consecuencia mejores condiciones laborales. 


De esta manera, Sánchez Minor expuso que con las últimas modificaciones a planes y programas de estudio, se han planteado evaluaciones a los maestros, las cuales desde su punto de vista sirven para realizar un mejor trabajo ante grupo y contribuir a la mejora educativa.


“La reforma en educación que estamos viviendo en este momento plantea desafíos importantes. A lo largo de años de trabajo he visto que la formación continua es la estrategia que brinda herramientas para mejorar el desempeño docente y ello trae consigo nuestra aprobación en las evaluaciones”, afirmó.


Recordó que en 1992, con el Acuerdo Nacional de la Modernización de Educación Básica, se abrió la oportunidad para que los maestros contaran con capacitaciones permanentes y de manera amplia.


“Antes los cursos eran más pequeños, ahora las actualizaciones que brinda el gobierno y la Secretaría de Educación son constantes y permanentes. Así nos ponemos al día con las estrategias pedagógicas y modelos para mejorar la educación, por lo que para fortalecer nuestro desempeño es vital la Evaluación Docente”, argumentó.


María Eugenia afirmó que el magisterio siempre se ha adecuado a los cambios y transformaciones en la educación.


“Estamos en una nueva perspectiva de trabajo. La evaluación es para que cada uno de los profesores reflexionemos el hecho educativo y la relevancia que tiene. Es necesario que nos autoevaluemos y mejoremos nuestra práctica educativa en beneficio de los aprendizajes de niños y jóvenes”, manifestó.


Finalmente, la docente exhortó al resto de sus compañeros y compañeras a conocer a fondo en qué cosiste la evaluación docente, y sobre todo a verificar cuáles son sus beneficios.